miércoles, 12 de mayo de 2010

LAS SORPRENDENTES FOTOGRAFÍAS DE CHEMA MADOZ










José María Rodríguez Madoz (Chema Madoz) nació en Madrid en 1958. Cursó la carrera de Historia del Arte en la Universidad Complutense de Madrid al tiempo que estudiaba fotografía en el Centro de Enseñanza de la Imagen.

En 1985 tiene lugar su primera exposición individual y, con el paso de los años, su proyección se hace cada vez más internacional, exponiendo en diferentes galerías y museos europeos y americanos.

En España es, además, uno de los fotógrafos más conocidos y, dada la fuerza y originalidad de su trabajo, es frecuente ver sus obras en portadas de libros y revistas de disciplinas muy diversas.


Aunque en algunas de sus primeras obras aparecían seres humanos, desde la década de los noventa, Chema Madoz ha centrado su trabajo en la fotografía de objetos a los que modifica o acentúa alguna cualidad convirtiendo las obras en auténticos poemas visuales. Madoz se considera un escultor de objetos que trabaja desde el punto de vista de un fotógrafo y utiliza la fotografía como registro de la memoria.

Quizá el atractivo de la obra de Madoz sea a la vez su mayor dificultad: conseguir imágenes tan poderosas a partir de objetos cotidianos que, sometidos a diversas transformaciones, producen un efecto sorprendente.


Marian

7 comentarios:

Clara Schoenborn dijo...

Absolutamente geniales estas fotografías. Ustedes tienen un gusto extraordinariamente fino para el arte. Me identifico completamente con él. Un saludo.

Antonio Gabriel Guzzo dijo...

Exelente presentacion de este artista de la imagen de justificado reconocimiento universal.
Saludos

Higorca Gomez Carrasco dijo...

Curiosos estos trabajos, una buena presentación, me gustan.
Abrazos

Marian y Virtu dijo...

Gracias por lo que dices en el comentario, Clara. El arte se siente, y tú también lo demuestras.
Saludos cordiales.

Marian y Virtu dijo...

Gracias por el comentario, Antonio. Cuando la fotografía puede parecer pintura, es doble arte.
Saludos cordiales.

Marian y Virtu dijo...

Gracias por seguir ahí, querida Higorca. Este autor nos muestra una gran imaginación.
Un abrazo.

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Lo que dan de si los objetos y la imaginación del autopr es sorprendente.

Gracias por mostrar estas obras de arte. Montserrat