domingo, 8 de julio de 2007

DIBUJOS PROFÉTICOS




Benjamín Solari Parravicini nació en la ciudad de Buenos Aires el 8 de Agosto de 1898, fue un artista plástico de renombre internacional, hombre sencillo y humilde, dotado de una gran sensibilidad; llegó a ser director del Museo de Bellas Artes de Buenos Aires.
En la tranquilidad de su estudio donde dibujaba comenzó a recibir, de forma extraña, ideas que él esbozaba sobre el papel y que atribuía a la espontaneidad de la creación artística. Pero cual sería su sorpresa al comprobar que las ideas que había bosquejado eran proféticas, ya que al paso del tiempo se cumplían inexorablemente...Así que, ante la sorpresa de familiares y amigos, comenzó a acumular una serie de dibujos (psicografías), que contenían profecías sobre el futuro del mundo y de Argentina en particular.
En uno de sus dibujos mostraba a Mussolini muerto, colgado de los pies, tal cual sería expuesto en las calles de Milán en 1945 junto a su amante Clara Petacci. El dibujo fue realizado en 1936, en pleno auge del dirigente italiano, y nueve años antes de su muerte. También anticipó, con lujo de detalles, la aparición de la bomba atómica muchos años antes de su uso.

"El átomo llegará a dominar el mundo, el mundo será atomizado y quedará ciego. Caerán tormentas ocasionadas por las incursiones del hombre en la atmósfera, nuevas enfermedades, trastoque de sexos, locura colectiva, dislate total. El mundo oscurecerá." (año 1934).

"Duelo de poderes entre yanquis y rusos. Duelo de conquista espacial y terreno. Aunque no parezca, América llevará el cetro." (año 1941).

"Hitler - Mussolini. Con el mismo fin; el mismo fin." (año 1938).
Una muestra. Como mínimo, son curiosos, al margen de lo que cada uno pueda creer.
Marian